Remojo

Oropesa (Toledo). Diciembre 2014

Oropesa (Toledo). Diciembre 2013

A veces todavía nos queremos. Se deslizan besos en las llegadas o despedidas, le descubro alguna mirada complaciente o recuerdo su piel al tender los calzoncillos. Otras veces nos odiamos. Sus zapatillas siempre en medio me irritan y él no soporta mis cambios de humor. Esos días la casa se llena de humedad como cuando tiendo las sábanas y, a pesar del olor a limpio, los huesos y el ánimo se resienten con el remojo y necesito abrir de par en par las ventanas para que el aire limpio se lleve el moho y los resquemores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s