Deshaciendo

Porto de Rinlo (Lugo). Agosto 2012

Si nos diera cincuenta céntimos cada uno que se para a preguntar, ya seríamos ricos. Aquí viene gente de todas partes, incluso de Madrid vienen para comer el arroz caldoso. Ahora se está bien pero cuando llega el frío húmedo que se te mete hasta los huesos y comienza a soplar el viento de poniente, no hay quien pare. A los percebes va la mujer; aquí casi todas las percebeiras son mujeres. Y yo, mientras, deshaciendo la red, deshaciendo ¡Qué no la estoy tejiendo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s