Silencio

Benquerencia (Lugo). Agosto 2012

Lo peor de todo es que ahora, ni siquiera me importa. La primera vez que percibí el silencio me preocupé y al día siguiente hablamos de ello. Terminó en discusión y volvió el silencio. No tardé en acostumbrarme porque, bien pensado, resultaba cómodo. Seguimos juntos, quizá también por comodidad o tal vez por rutina. No lo sé. Pero lo peor es que ni siquiera me importa.

Anuncios

Un comentario en “Silencio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s