Túnel

Rivas-Vaciamadrid (Madrid). Septiembre 2010

Aunque no llegué a ver la entrada me di cuenta de que había atravesado el túnel del tiempo porque aparecí en un lugar casi olvidado de mi infancia. Rosquillas y garrapiñados bajo tenderetes portátiles, paseantes curiosos entre parrillas humeantes, niños falderos pidiendo dulces y abriéndose paso entre devotos, ancianos y ociosos aquel viejo carrito de madera cargado de bloques de hielo y empujado por una voz que grita “¡hayy bommbón heladoigayy bombón heladoiga!”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s