Taberna

Vila do Conde (Portugal). Junio 2008

Por las puertas abiertas de par en par al horizonte la brisa marina entra como si estuviese en su casa, la casa del viento; la casa del mar en la que las mesas huelen a salitre y los pescados decoran las paredes y llenan los pucheros. Todo es mar en la taberna azul y los clientes entran y salen como olas que rozan la playa pero la sal se queda dentro y algo del mar se va con ellos.

Dedicado a los marineros, hoy día del Carmen

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s