En barco

Cruzando el estrecho. Mayo 2007

Mi barco tenía butacas, camarotes, un lugar donde protegerse del sol o la lluvia, un bar donde calmar la sed e incluso una tienda para comprar recuerdos. El suyo, apenas un motor viejo. Yo regresaba de un sueño, él lo buscaba y sin embargo, navegábamos en el mismo mar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s